Autocuidados

 

Somos los responsables de nuestro bienestar, cuidarnos a nosotros mismos es extender este cuidado a todos, la familia, la comunidad.

El momento actual donde pasamos todo el día en casa es crucial para todos que nuestras rutina cotidiana sirva para fortalecer, restablecer la salud y prevenir la enfermedad. Es cuando el autocuidado empieza a tener una relevancia crucial.

Necesitamos tomar medidas para cuidas de nosotros mismos, de nuestras necesidades físicas, emocionales, mentales, y espirituales. La incertidumbre que estamos toda la humanidad viviendo por el corona virus va a cambiar nuestras creencias sobre el mundo y sobre nosotros mismo, va a haber un antes y un después.

 

Os dejo una seria de consejos:

 

A nivel físico.

  • Mantener los horarios de las comidas, comer sano y equilibrado, quizás reducir un poco la cantidad de comida ya que la vida sedentaria puede hacernos coger peso
  • Hacer alguna actividad física, bailar, gimnasia, yoga, boxeo, hay muchas alternativas gratuitas en la red donde podéis elegir «actividades dirigidas». Convertir el ejercicio en un momento lúdico os puede ayudar.
  • Dormir bien, y si puede ser manteniendo el horario cada día.
  • Daros masajes, cuidaros la piel, si tenéis bañera haceros un spa casero.

 

A nivel emocional:

A veces nos olvidamos que las «emociones templadas» son tan importantes como nuestro «físico en forma». 

  • Observa lo que estas notando, no lo evites ni anules. Puede que haya momentos donde el miedo, la incertidumbre te asuste, o que el aburrimiento te decaiga, sea lo que sea obsérvalo, cuando más lo escuches antes bajara esa sensación.
  • Ten en cuenta tus debilidades, ahora son importantes, aceptarlas y adaptar tu vida a ellas.
  • Comparte lo que te ocurre por dentro, no te lo guardes, si puedes hablar de como se sienten cada uno dentro de tu casa, y también puedes llamar a tus amigos, cuéntales y escúchales. 
  • Quizás es el momento de comenzar a practicar la auto compasión, que no es «tener pena», es entender que lo que ocurre no lo podemos controlar sino que necesitamos aceptar, y  decirnos que «hacemos lo que podemos».
  • Escribe la lista de cosas que te hacen feliz, imagina que las realizaras cuando todo esto pase, mírate a ti mismo haciendo esas actividades y disfruta de ese momento de imaginación.
  • ¿Has probado practicar alguna relajación o meditación? hay tantos tipos de meditaciones como personas hay en el mundo, cada uno tenemos la nuestra. No te quedes con una, busca por internet y prueba todas las que te atraigan hasta que encuentres una con la que te sientas bien. 
  • Comienza a escribir la lista de frases negativas que te dices a ti mismo, como, «no lo soporto más», «es culpa mía», «no puedo con esto», «no hago lo suficiente», «nunca podre salir de esto».
    Puede que estas frases las hayas aprendido de alguien cercano. Pregúntate si esas frases te ayudan o ayudarían a otra persona si se las dijeras.
    Intenta cambiarlas por frases más positivas, como «puedo llevar la situación», «hago lo que puedo», «acepto lo que soy», «me merezco estar bien», «puedo sentir esto que siento», «esto pasará», «ya encontraré la manera de solucionarlo», «puedo tomar la vida como viene», «puedo aprender a cuidarme, ahora es el momento».
  • Algo que puede que pase con mucha probabilidad es que al estar varias personas conviviendo en un espacio reducido aparezcan tensiones, enfados, malestar. Somo personas y necesitamos tener un espacio propio. Daros permiso para crear ese espacio y retiraros a el cuando lo necesitéis, sobre todo cuando sintáis que la rabia os inunda. Puede que con rabia no digamos las cosas adecuadas, mejor retirarse, calmarse, reflexionar y buscar una solución que ayude a todos y calmar el ambiente. Buscar momentos para hacer cosas juntos y momentos para hacerlas en solitario. Dicen que el Corona Virus va a provocar muchos divorcios, porque personas que están siempre ocupadas sin observar a su pareja, puede que descubran que la otra personas ya no es quien ellos o ellas pensaban. Daros tiempo para resolver esto, no es bueno tomar decisiones en crisis.
  • Lee si quieres saber más lo que ya escribí sobre los autocuidados emocionales.
  • Solicita apoyo psicológico online si te sientes desbordado

A nivel de rutinas, conductas.

  • ¿Cuantos libros tienes en la mesita de noche? una pila tan alta que no te deja ver el despertador. Es el momento de coger el que más te atraiga y comenzar a leer, un poco cada día
  • Seguro que hay nuevos grupos musicales que has oído por ahí pero no los conoces de nada, comenzar a disfrutar de la música que más te gusta.
  • Darle un avance a ese hobby que tanto te apasiona, escribe un diario, un cuento o historia de la experiencia, pinta, arregla ese mueble, crea música.
  • Cambia los muebles que puedas mover de sitio, mira de darle otro ambiente a tu sala de estar.
  • ¿Cuanto tiempo miras el móvil al día?. Sin excusa, permítete no mirarlo durante unas horas, si la ansiedad te sube obsérvala. Siente que tu eres el dueño de tu tiempo, y tu decides en que gastarlo.
  • Aprovechar para organizar vuestra casa, vaciar armarios, tirar algunas cosas que no usáis…
  • Si trabajas por teletrabajo, ponte un horario, no lo alargues.
  • ¿Qué tal hacer alguna manualidad? se puede mirar por la internet manualidades con materiales caseros o reciclados, os quedará un recuerdo de estos días.
  • ¿Quieres saber más sobre autocuidados positivos?

Crear una rutina se ha demostrado que ayuda a pasar el día a día, pero permitiros romperla un día de la semana, hacer cosas especiales para celebrar que estamos vivos, y para que nos demos cuenta que ha pasado una semana.

Escríbeme si algo te impacienta, #yomequedoencasa #totomacaseva
consulta@psicologiaviva.com

Aura Marqués
Psicología Online

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *